CIUDAD DE MÉXICO, MX.- Residentes del edificio ubicado en el 96 de la avenida Insurgentes, colonia Tabacalera, alcaldía Cuauhtémoc, denunciaron que fueron desalojados con violencia por al menos 50 hombres armados con mazos y martillos, quienes robaron sus pertenencias, publicó La Jornada.

Antes de las 4 de la mañana de ayer, los sujetos llegaron en dos viejos camiones de turismo y entraron al inmueble de siete pisos para romper puertas y lo que encontraban a su paso, mientras a gritos exigían a los habitantes que salieran porque se trataba de un desalojo, dijeron algunos afectados.

Massy Del Bosque, quien habitaba desde hace un año con 3 meses el departamento 122 y pagaba renta a un sujeto que contactó por Facebook, comentó que se despertó por los gritos; en un primer momento pensó que se trataba de un temblor, pero cuando abrió la puerta vio a los hombres, encapuchados y con gorras “que me empujaron”.

Logró sacar una maleta con sus pertenencias que tiene preparada en caso de sismo, tras referir que sobre Insurgentes se encontraban al menos 20 policías de la Secretaría de Seguridad Ciudadana. “Estaban cuidándolos, yo pedí que me enseñaran la orden de desalojo y nadie me la quiso mostrar”.

Al respecto, la dependencia publicó en su cuenta de Twitter que el desalojo “fue en cumplimiento de una orden judicial en la que se actúa con estricto apego a los protocolos de actuación policial y respeto a los derechos humanos”.

Jorge Licea relató que llevaba un mes con una semana, por lo que pagó renta de 6 mil pesos a un hombre que contactó en una página de Internet “que no ha dado la cara”, por lo que dijo sentirse engañado, totalmente desprotegido: “Estamos solos, nos dejaron sin nada”.

Al menos una decena de sujetos entraron violentamente a su departamento, le robaron un Rolex, una caja con 150 mil pesos, sus trajes, una pantalla, una computadora, una bocina y uno le arrancó la cadena que llevaba en el cuello y le arrebató su celular.

El inmueble ubicado a un costado del edificio del Sindicato Mexicano de Electricistas y frente a la estación de bomberos Ave Fénix, albergaba residentes en al menos 80 departamentos, que a decir de los entrevistados sólo consistían en una habitación con baño.

Josemar, originario de Perú, aseguró que al menos 30 por ciento de los residentes eran extranjeros y que se sentía estafado, además de que no encontraba sus documentos.

Azael González, proveniente de Morelos y estudiante de la Unitec, comentó que cuando llegó al edificio al salir de trabajar de un bar encontró en la avenida colchones, lavabos, ventiladores, ropa, zapatos y espejos en la avenida, pero ya no pudo entrar por lo que perdió sus documentos personales, además de una computadora, dos teléfonos, un iPad y dos cámaras fotográficas.

Los residentes pagaban rentas de 4 mil a 6 mil pesos, pero en la mayoría de los casos dijeron que a pesar de que firmaron un contrato no se les entregó copia y sólo les daban los recibos de pago. (Fuente: La Jornada)

About Post Author