Una mujer que descubrió que su esposo le era infiel con su mejor amigo, pero eso no fue todo; ya que los cachó en pleno acto íntimo en un motel en el día previo a San Valentín.

La historia está contada en tres partes, en las cuales se hace saber que la mujer llevaba nueve años casada con su esposo, además de que tenían dos hijos.

Aparentemente la relación siempre fue buena, hasta que de un momento a otro su pareja comenzó a actuar de manera muy extraña.

Ya que frecuentemente salía de casa por la noche, esto con el pretexto de que debía atender algunos asuntos del trabajo, pero también decía otras excusas para salir en otros horarios.

Por estas situaciones la mujer empezó a alertarse, pensando que algo no iba bien y podría estar en medio de una posible infidelidad, así que se decidió por investigarlo ella misma.

Como primera parte de plan, la mujer lo siguió a su trabajo para espiarlo un 13 de febrero y verificar que estuviera chambeando, fue ahí donde se llevó la sorpresa.

 “Me voy a su trabajo, porque ya era demasiado, bueno voy a ver que estuviera trabajando. Y llego, me estaciono y en eso que sale y yo dije ¨va a salir con una vieja, lo voy a seguir¨ y en eso que veo que venía con otro hombre”.

Vio a su esposo siendo acompañado por su mejor amigo, por lo que pensó que iban a ir a tomar o con mujeres, así que se decidió por seguirlo y tras unos minutos se detuvieron en un motel.

Sitio en donde ingresaron, por lo que la mujer se esperó afuera del lugar para verificar si no llegaba alguien más con ellos, pero después de esperar nadie llegó ahí.

Así que entró con su esposo y ahí confirmó todo; “Empiezo a escuchar y neta escuché todo, y aunque conmigo nuestra vida sexual no era nada pasión pues descubrí al hombre más más pasional”.

Su esposo no tuvo manera de negar lo sucedido y tuvo que confesarle a su esposa que era gay. La usuaria chismeó que tras los hechos vivió muchos meses en depresión, por lo que tuvo que tratarse con un psicólogo.

Gracias a eso logró sanar el fuerte episodiopudo perdonar a su exesposo e incluso lograron ser amigos y transformaron el cariño que antes se tuvieron.

 “Me pidió perdón, tuve que ir a terapia para superarlo, lo odié por mucho tiempo, hoy como les digo estamos bien, lo quiero mucho, puedo decir que lo amo mucho, pero ya el amor transformado”.

Finalizó diciendo; “Duré en depresión mucho tiempo, ahorita ya me río y lo cuento muy padre porque yo lo superé”.